13 actitudes que limitan tu crecimiento personal

sueños

Estas 13 actitudes pueden estar bloqueando o limitando tu crecimiento personal:

1ª Lamentarte por tu situación

¿Cuánto tiempo pasas lamentándote por las circunstancias de tu vida? ¿Qué crees que pasaría si invirtieras esos minutos, horas o días en reflexionar sobre tu vida y comenzar a asumir la responsabilidad de las condiciones que sí puedes modificar a tu favor para tener la vida que deseas?

2ª Ceder a otros el control de tu propia vida

Hay un dominio del que nadie más que tú es responsable: tu propia existencia. Responsabilizar a otros de lo que te sucede (tus padres, tu jefe en el trabajo, tu pareja, etc.) significa renunciar a tu propia existencia y el rumbo que ésta puede tomar.

3ª Oponer resistencia al cambio

La vida está en cambios continuamente y oponerse a ese flujo natural sólo causa dolor y sufrimiento. Si algo cambia en tu vida, acepta ese cambio y obsérvalo para entender las nuevas circunstancias en las que vives. Incluso el día de hoy es radicalmente distinto al ayer.

4ª Querer cambiar lo que no puedes

Hay circunstancias de la vida que escapan a nuestro control. Un día nublado nos entristece, ¿pero está en nuestro poder hacer que el Sol se asome entre las nubes? Querer cambiar aquello que no depende de nosotros da origen a una doble insatisfacción: 1ª respecto las condiciones en las que vivimos, y 2ª respecto de nuestra propia capacidad. Aprender a distinguir entre lo que podemos y no podemos modificar nos libera de ese sufrimiento y nos ayuda a enfocar nuestros recursos en aquello que sí es posible transformar a nuestro favor.

5ª Vivir para complacer a otros

Intentar complacer a otros es una tarea agotadora e imposible. Tu vida puede consumirse en ello y al final te darás cuenta de que en vez de disfrutar de la existencia, perseguiste inútilmente un objetivo vano. Abandona esa tarea. Descubre qué es lo que realmente te interesa a ti, qué te satisface, qué quieres para tu vida y trabaja en función de ello.

6ª Vivir sin arriesgarse

Con frecuencia, la vida necesita del riesgo y la valentía. El riesgo de salir de lo aprendido y lo permitido; el riesgo de enfrentar lo impredecible; el riesgo de vivir sin calcular ni planear. El riesgo de aceptar que a veces vivir con valentía tiene sus recompensas y otras veces no.

7ª El apego al pasado

Es cierto: el pasado puede ser un lugar agradable y por ello, seductor. Pero aunque nos duela, es necesario aceptar que el pasado ya no existe. De la vida sólo tenemos esto que sucede ahora. ¿Quieres gastar tus días frente al altar de lo pasado o en la experiencia plena del presente?

8ª La repetición

La mente humana adquiere fácilmente el hábito de la repetición que es una expresión del apego. Inconsciente o involuntariamente repetimos patrones mentales, emocionales y de conducta que corresponden a circunstancias ya pasadas y que no corresponden ya a lo que vives ahora. Examina el origen de esa repetición, la función que ha tenido en tu vida y como paso final, suelta ese patrón y déjala ir.

9ª Comparar tu vida con la de otras personas

Si lo piensas con calma, comparar tu vida con la de otras personas no tiene ningún sentido, tanto si crees que la vida de los demás es mejor que la tuya como si piensas lo contrario. ¿Por qué no tiene sentido? Porque la existencia de cada persona es el resultado de circunstancias únicas, irrepetibles e incomparables. Vive tu vida lo mejor que puedas y deja que los otros hagan lo mismo con lo que les tocó en “suerte”.

10ª Experimentar la adversidad como un fracaso o una derrota

La dualidad éxito/fracaso es engañosa y falsa. Puede ser también despiadada, pues al no admitir matices, nos impide percibir todos los ángulos de una experiencia, de lo que obtuvimos de ésta y qué en nosotros cambió luego de vivirla. ¿Tuvimos un revés en nuestra vida? Una relación que terminó, un proyecto que no llegó a buen fin, una persona a la que perdimos… En vez de sentirnos derrotados por ello, ¿por qué no reflexionar sobre su efecto en nuestra vida? ¿Hay algo que podamos aprender? Parafraseando al emperador filósofo Marco Aurelio, ¿hay algo de ello que podamos aprovechar para ser más sabios, más prudentes o más compasivos? Visto así, ¿es justo sentir que dicha adversidad es una derrota?

11ª Tener miedo a la soledad o al silencio

Si bien somos seres grupales orientados a buscar la compañía de otros, la existencia se enfrenta siempre en soledad. Es la persona por sí misma quien debe tomar sus decisiones, asumir su responsabilidad y caminar su propio camino. Nadie más puede hacerlo por nosotros. De ahí la importancia de no temer ni a la soledad ni al silencio sino al contrario, aprender a conocerlos y experimentarlos. Ambos son una preparación: la soledad, para saber estar en compañía de otros; el silencio, para dar sustancia a nuestras palabras y nuestros actos.

12ª La posesión

Más allá de nuestro cuerpo y nuestra mente, nada de todo lo que se presenta en nuestra vida nos pertenece. Ni los bienes que adquirimos, ni las personas a las que queremos ni las circunstancias en las que se desarrolla nuestra vida. El cambio del que hablamos antes hace que el afán de posesión se convierta en un freno al desarrollo personal, pues nos hace aferrarnos a algo que a veces ya ni siquiera está ahí.

13ª La impaciencia

La vida no se puede apresurar. Su ritmo a veces puede parecer caprichoso, pero porque va a su propia velocidad en cada ámbito o proceso que vivimos. Las semillas que germinan, el día que nace la primavera, etc.. todo es así, gobernado por un tiempo secreto frente al cual debemos ser pacientes, experimentando sentido común en el momento en el que nos encontramos, sin ansiedad por un futuro que aún no existe.

 

Espero que te ayuden estos tips para mejorar y avanzar en tu crecimiento personal.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.